La sonrisa es el único virus que no hace daño al alma.

Siguiente

Me gusta

jueves, 30 de octubre de 2014

Pendientes con perlas de lagrima



Se cortan unos 10 cm de alambre para cada pendiente.
Se hace una argolla pequeña en uno de los extremos, para que no se escapen las perlas.
Se van introduciendo, primero una perla, luego los abalorios, 2 o 3, y luego otra perla, se hace otra argolla para meter una arandela donde ira el enganche del pendiente.
Hacer el otro igual y ya estan listos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario